Nuevos trabajos en la mina de agua del cortijo de Trigueros

La mina del cortijo de Trigueros en Carmona fue una de las primeras minas de agua romana que pude explorar y topografiar, allá por el año 1986. Unos años más tarde parte de la mina quedó sepultada por taponamientos intencionados y parte de sus galerías se perdieron. Treinta años más tarde y gracias al firme propósito y apoyo de D. Eduardo Mencos estas galerías perdidas van de nuevo saliendo a la luz. Agradecemos, compartimos y nos enorgullece ser parte activa de este firme interés de muchos ciudadanos en recuperar este patrimonio, y que además y de una manera firme es compartido por instituciones públicas como el Ayuntamiento de Carmona, del que seguimos recibiendo el apoyo necesario para ir poco a poco recuperando y poniendo en valor estas extraordinarias obras hidráulicas subterráneas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.